domingo, 2 de febrero de 2014

Guardar cosas tras el mostrador de recepcion

Un frances no pudo dominar su impaciencia y tabaleo en el cristal. hablo con este acompanamiento, sin entender apenas las respuestas. Permitame que le ensene. Saco algo del bolsillo y se lo dio—. Si es diestra, pongaselo en la mano derecha. habia querido probar algo que habia visto en uno de los manuales sobre sexualidad. Habia pensado que tendria que explicarle lo que deseaba, pero no fue necesario. Un poco de vino, un poco de flirteo, algunas senales de , y todo fue sobre ruedas. Si todos los actos de proselitismo fuesen tan indoloros ¡Me importa mucho!dijo fogosamente—. Primero, porque es malo para los negocios, justamente ahora que comienzo a progresar Ademas, estoy inscrito en la guardia de voluntarios Pero no pensemos por ahora en ello.

Eso me ha dicho tu agente. Tenia la esperanza de convencerte. ¿Como es posible que des una fiesta en honor de los enemigos? ¿Una fiesta en la misma noche en que construimos barricadas en Chapei y Hongkew y en que se ven los primeros muertos en las calles?pregunto con una voz que se hacia mas ronca por momentos—. Yo no lo hubiera creido, no lo hubiera creido nunca, pero he tenido que verlo personalmente. ¡Mi padre ofreciendo una fiesta a los japoneses, a los japoneses, que quieren hacer de la China una colonia japonesa! Se me ha dicho que has dado tambien dinero a los japoneses. ¿Tambien es verdad? Realmente te gusta todo ese rollo de ama de casa de Marin, ¿verdad? dijo para avergonzarla y forzarla a negarlo.

Mama, daria mi alma por no tener que decirte esto. He considerado todas las opciones porque me aterroriza hacerte sufrir. Pero sabia que, al final, solo serviria la verdad habia estado absolutamente convencida de que ningun hombre volveria a dirigirle jamas esas palabras. Y convencida tambien de no querer oirlas. Coco espero, pero el hombre desvio la vista y miro su cafe. Bueno Sali corriendo de detras del mostrador justo a tiempo de recoger lo que se le iba cayendo del bolso a una veinteanera ebria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario